de Narine Gyulkhasyan, Anahit Hayrapetyan, Nairi Abramian Architecture

Proyectos perdedores

Cuando se trata de los concursos de arquitectura, hay que reconocer que muchas buenas propuestas se quedan en el camino. Algunas veces incluso trascienden los requisitos del programa, internalizándolos y produciendo una arquitectura fuerte e innovadora (que no siempre es lo que el cliente quiere). Pues bien, architizer organizó un concurso de concursos, muy meta, para escoger los ganadores entre los perdedores. Olympia Kazi, directora del instituto Van Alen y miembro del jurado, dijo: “Durante la deliberación del jurado el pasado martes encontré extremadamente interesante la experiencia de pasar de una propuesta a la siguiente y darnos cuenta que a menudo estábamos juzgando tanto la respuesta como el dossier de concurso al que respondía. Muchas veces una solución de diseño puede ser tan interesante como el marco de  pensamiento al que responde. Encontré que la mayoría de las propuestas interesantes eran aquellas que repensaban el dossier al que estaban respondiendo y tenían éxito al crear su propio marco de pensamiento coherente. Estas propuestas eran mucho más fuertes como soluciones individuales y por esta razón emergieron en esta meta-competición de competiciones.”

Entre las propuestas ganadoras se encuentra una para un Museo de la moda en Omotesando, del equipo de Narine GyulkhasyanAnahit Hayrapetyan. El museo debía ser una torre de 100 metros de altura y convertirse en un hito en el skyline de Tokyo. Proponen que como el cuerpo se envuelve de tejido (la materia que simboliza la moda en si), el edificio se envuelve en su capa exterior: el tejido.
Los hilos del vestido son tubos solares que le suplen de energía sostenible y crean una eficiente piel exterior. El edificio es en si un recorrido a través de la historia de la moda, con galerías que se ramifican desde el núcleo principal, estirando brazos hacia el cielo de Tokyo. La pasarela principal es un cantilever a 35metros de altura de la calle. Al ascender en el recorrido se logran vistas de 360 grados sobre Tokyo, manteniendo al visitante siempre en contacto e interacción con la ciudad.

fuente: architizer

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Este post ha sido leído 1209 veces